Por qué no comprar un perro en navidad y sí adoptarlo

Se acerca la navidad y con ella uno de los mayores problemas que sufren los perros, gatos y otros animales: la cría indiscriminada de los mismos para ser vendidos en estas fechas. Seguro que ya lo sabes, pero existen tanto mafias como criadores particulares que encierran a las hembras en cuartos sin ninguna higiene, haciéndolas parir sin parar hasta que están agotadas y son sacrificadas.

Los cachorros no tienen mucha más suerte, pues no reciben vacunas, son hacinados en contenedores y enviados a cualquier parte del mundo en la que haya un comprador. Estas mafias no solo existen en España, sino en todo el mundo. En nuestro país, el tráfico de animales es el segundo de los negocios ilegales que más dinero mueve, incluyendo en este grupo también el mercadeo con animales exóticos y protegidos, pero también se han dado casos fuera de nuestras fronteras que son absolutamente alarmantes.

Fuera y dentro de España se producen horribles casos de cría ilegal de perros

Leemos en El País que en el año 2016, en Carolina del Norte, se encontró a un individuo que tenía encerrados en su casa a más 100 perros en minúsculas jaulas de alambre para venderlos. Volviendo a nuestro país, en Burgos, sin ir más lejos, la guardia civil ha detenido a una mujer que vendía perros por internet sin ningún tipo de licencia y sin dar garantía sanitaria. Por culpa de esto, son muchos los casos de perros que llegan a su nuevo hogar sin fuerzas, con un hálito de vida, lleno de parásitos y enfermos, muriendo al poco de salir del paquete en el que fueron enviados.

¿Por qué esta situación sucede y seguirá sucediendo? En nuestro país es legal vender animales por internet, siendo considerada una actividad económica legal, de manera que solo podemos demandar a quienes lo hacen cuando sabemos que el que ejerce dicha actividad no está pagando impuestos por ella, vendiendo animales entre particulares por no ser una empresa, lo que se considera ilegal. La ley también ampara, desgraciadamente, su compra en tiendas.

En el año 2016 se intentó en Madrid, mediante una ley, que la venta de perros y gatos se produjera sin la presencia física de los mismos en las tiendas. Esto tampoco ayuda en realidad, mucho menos saber que si se cumplen ciertas condiciones de higiene los animales pueden ser expuestos igualmente y tratados como objetos, tanto por vendedores como por quienes los compran.

Parece que la ley jamás regulará, como debe, la cría y venta de animales

Sabemos por qué sucede esto: la cría de perros ilegales y su venta es un negocio multimillonario. En el año 2015 se presentó un proyecto de ley justo para intentar evitarla y ponerle freno, pero finalmente se convirtió en unas meras directrices y consejos para criadores. Saber que tanta gente trata a los perros y gatos como si fueran 'cosas' le hace a uno entender por qué el año pasado se abandonaron más 130.000 animales, ¿cuántos de estos creen que habrán sido comprados en navidad y regalados como un objeto? ¿Cuántos habrán sido abandonados al comprobar que un perro no es un trasto, que es una responsabilidad?

Vuelven a acercarse estas fechas, vuelve la navidad y también volverán a estar las tiendas de animales llenas de crías e internet plagada de ofertas, una situación que muchos queremos erradicar. Si la ley no hace nada por solucionar este problema, ¿cuál es la solución? Pues una muy sencilla: no comprar, adoptar. Vivir en una sociedad capitalista de enseña que nadie vende algo que nadie quiere comprar. El día en el que la demanda cese gracias a la concienciación también se acabará la venta ilegal.

¿La solución a la venta ilegal de perros? No comprar

No queremos deprimiros con este artículo, es más, queremos animaros a sumaros a esta causa, porque da resultado. Leemos que en Palma, en la asociación Son Reus ha aumentado un 60% los casos de adopción con respecto al pasado periodo. En europapress le dedican un artículo a contar que los abandonos han descendido un 28% durante el año pasado. Hay esperanza.

Aunque las sanciones sean ridículas y las perras obligadas a parir sigan sufriendo, la conciencia social va en aumento y las penas por maltrato animal se endurecen. La guardia civil multa y detiene cada vez a más criminales que comercian con las vidas de los peludos y estamos más motivados para denunciar, acabar con la venta de animales y ahorrarles tanto dolor.

Es por ello que te animamos a no comprar un perro, a adoptarlo, pero no solo a eso. Si esta navidad conoces a alguien que te dice que quiere comprar un perro háblale de esta otra opción, facilítale el teléfono del refugio de tu ciudad y colabora en convertir una compra en una adopción.

¿Qué temas te interesan?
En Barkibu queremos conocer los intereses de nuestros PetLovers. Ahora puedes decirnos qué temas te gustaría que tratase nuestro equipo de veterinarios en próximos artículos. Haz click en el botón para sugerir un tema: