Enfermedades que un hurón puede transmitir a los humanos y las que no

Nuestro equipo está formado por veterinarios, etólogos, y expertos en contenido sobre salud animal.

Los hurones pueden tener enfermedades que pueden ser contagiadas tanto a otros miembros de su especie como a humanos, perros y gatos. Entre ellas, la más peligrosa es la rabia, es por ello tan importante cumplir con el calendario de vacunas y seguirlo a rajatabla. Además de esto, el hurón puede verse afectado por parásitos externos que también son comunes en otras mascotas, como los ácaros o la sarna.

En este artículo, recogeremos las enfermedades más comunes de estos animales para que estés preparado en caso de que las padezcan. Algunas de ellas son mortales, por lo que lo más indicado es que, en caso de que notes el más leve síntoma o cambio en tu hurón, contactes con tu veterinario. Los hurones tienen poco peso y muy poca masa corporal, por lo que apenas tienen resistencia para enfermedades graves como el moquillo.

Enfermedades graves que puede tener un hurón

Los hurones son sensibles a la suciedad, les gusta la limpieza. Es por ello que tanto la zona en la que duerme como toda tu casa tienen que estar muy,pero que muy limpia. En caso contrario, puede ser presa de ácaros o de sarna. Estos parásitos pueden atacarle en distintas partes de su cuerpo. Una de las zonas más molestas para ellos son las orejas y los oídos.

Tienes que estar muy pendiente de si se frota las orejas contra partes de la casa o está especialmente irritable, también si se lleva las manos a ellas como si quisiera rascarse como hacen los perros. En caso afirmativo, examina su pabellón auditivo. Si tiene mucha cera y la zona algo roja, es posible que los ácaros se estén cebando con tu hurón.

Picores en la piel producidos por la sarna

Además de estas molestias en el oído, también puede sufrir algo similar en el cuerpo, solo que en este caso será atacado por la sarna y no por ácaros. Si es sarna, le picará mucho más y llegará a hacerse heridas. Si en tu casa hay ácaros y presencia de sarna, podrá ser contagiada a perros y gatos. En algunos casos, también la sufrirás tú si eres alérgico. Por eso, ventila bien tu hogar y límpialo adecuadamente.

Hablando de contagios, en Barkibu hemos hablado mucho del temido moquillo canino. Los hurones también pueden contraerlo, por lo que si tu perro lo ha contraído, sepáralos. Te recomendamos que esterilices bien el ambiente que comparten, pues el moquillo es un virus muy resistente en el aire. Eso sí, recuerda que el hurón es un animal que tiende a toser y a hipar más que el resto, por lo que aunque estornude un poco no significa que lo tenga.

De nuevo, la limpieza vuelve a ser esencial para prevenir muchas enfermedades. Además de parásitos externos, tu hurón puede sufrir el ataque de parásitos internos. Siempre que un hurón llegue a tu vida, en el veterinario le examinarán el vientre para descartar esta posibilidad, pero podría contraerlos de entornos poco limpios.

Los hurones pueden tener cáncer

Todos los seres vivos podemos tener tumores y cáncer, y los hurones no son ninguna excepción. Un cambio en su humor, desajustes en su forma de expulsar heces, pérdida de peso brusca y síntomas similares pueden significar que tiene cáncer. El cáncer tiene un componente genético y otro ambiental.

Se sabe que puede prevenirse en un porcentaje determinado si se alimenta al hurón con comida de calidad, se le permite descansar todo el tiempo que necesita y se le tiene feliz. Una vida sin estrés y con una comida equilibrada, no solo le ayudará a protegerse en cierta medida contra el cáncer, también reforzará su sistema inmune, lo que lo hará más resistente contra ácaros, sarna y otras enfermedades.

En general, una buena alimentación, ejercicio y una vida rutinaria pero estimulante son siempre las claves para prevenir males mayores. Eso sí, cuidar a un hurón no es lo mismo que cuidar a un gato. Si has llevado a un hurón a tu vida sin conocer sus hábitos crepusculares, sus necesidades de sueño o de alimentación, ambos lo pasaréis mal.

Enfermedades contagiosas entre hurones y humanos

Como habrás comprobado, siempre que tu hurón esté perfectamente vacunado y viva en un entorno limpio e higiénico, será muy difícil que contraiga una enfermedad que se traspase entre especies. Si tienes cualquier duda sobre la rabia, el moquillo o las molestias que pueden producir en tu hurón los ácaros y la sarna, ponte en contacto con nuestros veterinarios online cuando lo necesites. Estamos para ayudarte.