Los animales, las otras víctimas de los incendios de Galicia.

Nuestro equipo está formado por veterinarios, etólogos, y expertos en contenido sobre salud animal.

La oleada de incendios que arrasa el noroeste de la península ibérica no deja de avanzar. Primero fue Portugal, luego Galicia y ahora se suman Asturias y León. Solo en la comunidad gallega se han registrado más de 140 fuegos, que se han llevado por delante miles y miles de hectáreas, 4 vidas humanas y las de cientos de animales.

A través de las redes sociales, han surgido en las últimas horas, distintos grupos de ayuda a los animales afectados por los incendios de Galicia. Desde el grupo Mascotas Incendio Galicia solicitan material sanitario (gasas, suero, vendas, ...) y comida para múltiples especies, también organizan batidas para buscar animales que se han perdido tratando de huir del fuego. En Ayuda Rescate Animal Incendio Galicia, informan sobre los puntos de recogida del material donado y organizan a grupos de voluntarios. Incluso hay varios grupos de Whatsapp a los que puedes unirte para que te indiquen cómo actuar:

Los que puedan transportar animales:
https://chat.whatsapp.com/68in7k7DnlW7yz8T0o2eX4

Los que puedan acoger animales, sean perros u otros:
https://chat.whatsapp.com/D7lYVAjzhhGHqO1caPXrlJ

Para enviar material clínico:
https://chat.whatsapp.com/7fKwPyDAE653FTyr56kFiR

Para unirse a las batidas en el monte:
https://chat.whatsapp.com/G3IwUHEiFAu2urqdvnELpq

La respuesta de la ciudadanía no se ha hecho esperar, por lo que La Pradera de BeaHeyder y otras protectoras implicadas en la causa han querido agradecer todo el apoyo que se está recibiendo en estos duros momentos.

Historias de los incendios

En medio de todo este caos, surgen historias que nos roban el corazón. Como el caso de Belinda, una perrita que salvó la vida de sus dueños en Chandebrito (Pontevedra).

El domingo, sobre las 19.00 de la tarde, Belinda comenzó a aullar y a rascar la puerta de casa insistentemente. Algo ocurría, el fuego se aproximaba. Ana y Jose, ambos de edad avanzada y con múltiples problemas de movilidad, tuvieron el tiempo justo para salir, antes de que el fuego alcanzase su hogar, en cuestión de minutos. Gracias a Belinda todos se salvaron.

También encontramos el caso contrario, historias de dueños que arriesgan su vida tratando de salvar a sus mascotas. Esto es lo que les ocurrió a Maximina y Angelina, que quedaron atrapadas en una furgoneta junto a su perro, en Nigrán; o Marcelino, de 78 años, que falleció intentando liberar a sus caballos de la cuadra en la que estaban guardados.

Necesitamos tu ayuda

Son muchos los animales, domésticos y salvajes, que necesitan nuestra ayuda. Nosotros ya hemos aportado nuestro granito de arena a la causa enviando material clínico a La Pradera de BeaHeyder. Si puedes donar material clínico, medicamentos o comida contribuirás a salvar la vida de muchos animales que están en peligro.

Si estás en Galicia y has perdido a tu mascota escríbenos y difundiremos tu mensaje :)