¿Por qué mi cachorro y perro se muerde la cola y las patas?

Si tu perro se muerde las patas traseras, el muslo, las uñas o el lomo incluso hasta hacerse heridas, tiene un problema que has de abordar. En ocasiones no solo se muerden la cola, también dan vueltas sobre sí mismo persiguiéndola. Te vamos a contar por qué.

En todos estos casos, lo mejor que puedes hacer es consultar a nuestros etólogos online para recibir una consulta personalizada. Indícanos su edad, raza, peso y desde cuándo presenta este comportamiento. De todas formas, para aclarar todas las dudas que te puedan surgir sobre este tema, vamos a abordar a continuación los motivos más habituales por lo que tu perro hace esto y cómo corregir esta conducta.

Mi perro se muerde las patas traseras, ¿por qué?

Existen varias respuestas a esta pregunta. El motivo más común de que se muerda las patas y se haga heridas es por estrés, por ansiedad o por miedo. Si tu colega presenta un comportamiento compulsivo, sea morderse las uñas o mordisquear las paredes de tu casa, suele ser un síntoma de que algo no va bien en su cabeza, de que tiene energía sin emplear en su cuerpo o de que no es feliz.

Muchos PetLovers creen que cuidan bien a sus perros, pero se equivocan porque no han acabado de comprender que sus colegas necesitan más paseos, juegos y deporte del que les dan. Esto suele suceder en cuidadores que han iniciado una relación romántica o un nuevo trabajo. Sin darse cuenta, le van dedicando menos y menos atención a su amigo, él se pone triste y adquiere este tipo de comportamientos.

Mi perro se muerde la cola y da vueltas, ¿está bien?

En caso de ansiedad de separación o depresión puede que se mordisquee una parte del cuerpo o que juegue a atrapar su cola una y otra vez. Aunque el segundo parezca un hábito más inofensivo que el primero, tampoco es saludable. La primera vez que lo hace seguro que te ha hecho gracia, pero a la cuarta vez lo normal es que te preocupes.

El motivo es el mismo: se aburre, se siente solo y necesita ejercicio. Sin embargo, no puedes dormirte en los laureles y creerte que porque juegue con su cola ya es feliz, al contrario. Lo que está desarrollando es un desorden mental de tipo compulsivo.

Tanto en el primer caso como en este, te recomendamos que consultes con nuestros etólogos online qué hacer. En líneas generales, ofrécele jueguetes para morder, prémiale por hacerlo y tómate esto que hace como una advertencia para ti: tienes que pasar más tiempo a su lado.

Mi perro se muerde el muslo y el lomo hasta sangrar

Aunque en la mayoría de las ocasiones este tipo de comportamientos se deben al estrés o la ansiedad, no siempre es el caso. Tu perro no sabe cómo expresar de viva voz qué le duele algo, por lo que recurre a sus dientes y a su lengua para hacerlo. Sabiendo esto, lo que tenemos que hacer como cuidadores es fijarnos en la parte que se mordisquea, porque ahí se esconde el foco de su posible dolor.

Si nos referimos a un cachorro, una de las enfermedades más típicas que suele tener, sobre todo si no lo has rescatado de una protectora y te has hecho con él en una 'granja', es una infestación de parásitos en su vientre. Tócale la barriga, ¿está dura? En este caso, puede que los tenga, que se mordisquee el vientre y que se lama el ano, pues le dolerán los intestinos.

Si se muerde el lomo, el muslo u otra parte de su cuerpo, puede que el problema no sean parásitos internos, sino externos. Revisa la zona, ¿ves restos de ácaros o de garrapatas? En caso afirmativo, sal pitando a tu veterinario para que aplique el procedimiento desparasitante correspondiente.

Mi perro se muerde las patas hasta hacerse sangre

Además de por culpa de los parásitos o de las heridas que pueda tener, tu perro puede estar mordiéndose porque tiene un problema en la piel, una dermatitis provocada por una alergia, por la sarna o por no estar suficientemente hidratado. Es fundamental que tu colega siempre tenga acceso a agua fresca, que beba y que consuma alimentos ricos en nutrientes. _Eso prevendrá que contraiga problemas en la piel. _

Pero aunque lo nutras bien, la sarna o las alergias pueden atacarle. De nuevo, revisa la zona en la que se muerde y consulta a nuestros veterinarios online. Como ves, estos mordiscos no son nunca buena señal. Aprende a comprender los motivos por los que se los da y cuenta con nosotros para obtener una consulta personalizada.

¿Te has quedado con dudas? Pregunta a nuestros veterinarios:

¿Qué temas te interesan?
En Barkibu queremos conocer los intereses de nuestros PetLovers. Ahora puedes decirnos qué temas te gustaría que tratase nuestro equipo de veterinarios en próximos artículos. Haz click en el botón para sugerir un tema: