Por qué mi perro se come la caca y cómo evitarlo

¿Tu perro se come las heces de otro perro, las heces del gato y has estado buscando cómo evitar lo que se conoce como coprofagia en perros con pastillas? Es común que los perros decidan comerse las cacas o las heces que se encuentran, y también tierra, basura o hasta trozos de paredes, pero lo que tenemos que aprender es a cómo evitar que lo hagan.

Hay una solución que aplicar para cada caso de cada perro que se come sus heces, tanto si es un adulto como un cachorro, pero has de saber, primero cuál es la causa de que se coma sus cacas para saber cómo evitarlo. Como los motivos son variados: médicos, de comportamiento... lo mejor que puedes hacer es dejar una consulta a nuestros veterinarios online. A continuación te daremos algunos consejos en líneas generales sobre la coprogafia en cachorros o perros.

Mi perro se come las heces de otro perro

Lo primero que tenemos que saber es que el principal motivo de que un perro se come la caca, tanto la suya como la de otros peludos, es a causa de un comportamiento heredado de su madre. Cuando nace la camada, las perras se apuran en sacrificarse por sus crías, comiendo toda la basura que se encuentran a su alrededor para garantizar un entorno limpio a sus hijos.

Los cachorros entienden que si hay suciedad, para limpiarla, hay que comerla. Es por ello por el que los perros tienen también el impulso de vomitar más desarrollado, pues es con su boca y tragando con el que experimentan con el entorno. Además, aunque pueda parecernos asquerosos a nosotros, no olvides que los perros tienen el olfato mucho más desarrollado que nosotros, pero no tanto el gusto.

Mi cachorro se come sus heces – Solución

Muchos cuidadores se enfadan mucho con los cachorros que tienen esta costumbre, les gritan y castigan. Sin embargo, no podemos reprenderles por hacerlo, pues algo que han aprendido de quién les ha dado la vida. En su lugar, tendremos que estar muy atentos a toda la caca que esté a su alrededor y recogerla antes de que ellos puedan comerla.

Esta técnica la optimizaremos con refuerzo positivo. Tendremos a mano algún snack natural, como una gajito de manzana, sin pepitas ni piel, para dárselo siempre que prefiera no comerse sus heces por voluntad propia. De esta manera, conseguiremos que, poco a poco, deje de preferir comer caca y madure de forme sana.

Cómo evitar que mi perro se coma sus heces

Para evitarlo es importante que combines el refuerzo positivo con una higiene excelente de su entorno. Retira las tentaciones y prémiale con algo rico de verdad cada vez que obre bien. Ten en cuenta que un perrete es una criatura muy empática, buena y cariñosa. Te tiene en gran consideración, por lo que una vez que comprenda que te parece bien que no lo haga, dejará de hacerlo.

Este es siempre el procedimiento que tienes que seguir, no confíes nunca en pastillas para evitar la coprofagia en perros no recetadas por un veterinario pues, como ves, suele ser algo conductual. Tampoco te alertes si tu perro come sus heces y vomita, pues es una reacción natural. La pregunta que ahora tendrás es ¿y si pruebo este método y no funciona? Entonces hay que considerar que quizás la coprofagia se deba a un problema alimentario o médico.

Mi perro se come las heces de mi gato

Si tu perro huele y se come las cacas de un gato o de otros perros sin ser cachorro y pese a haber recurrido al refuerzo positivo, es posible que lo haga porque tiene hambre o carencias nutricionales. A veces, un cuidador detecta que su peludo no come su pienso o sus croquetas de siempre. Eso será porque no le gusta, porque no es de la calidad adecuada o porque le hace daño en su estómago.

Entonces, tendrá hambre, olerá los alimentos en el interior de la caca de gatos o perros y se la comerá. Lo que tenemos que hacer es cambiar por completo su alimentación, recurrir a las recetas caseras, a las comidas en lata húmedas y a un pienso rico adaptado a su raza y edad. Una vez que coma bien y se sienta nutrido, dejará de comer la caca que se encuentra por la calle.

Si ni aún así cambia estos hábitos perniciosos, has de acudir al veterinario, pues puede que su coprofagia se deba a una enfermedad. El problema de comer caca es que ahí pueden habitar virus que le hagan contraer alguna enfermedad contagiosa y muy lesiva, como el parvovirus. Haznos todas tus preguntas sin compromiso.