Por qué mi perro se lame mucho el ano y sus partes - Solución

Nuestro equipo está formado por veterinarios, etólogos, y expertos en contenido sobre salud animal.

¿Tu perro se lame mucho el ano y huele mal? ¿No para de frotarse con su lengua sus partes, le sale un líquido blanco por el ano y crees que es un problema de sus glándulas anales? En este artículo te vamos a contar cuáles son las causas de que tu perro se lama mucho el culo, cuándo es normal y cuándo tenemos que preocuparnos. También dedicaremos unas palabras a saber cómo se vacían las glándulas anales de los perros y a cómo saber si las tienen llenas.

Este artículo es solo con fines informativos. Cada perro es un mundo y puede estar lamiéndose mucho el ano por muchas causas. Es por eso por lo que preferimos y te aconsejamos que contactes con nuestros veterinarios online. Haz tu consulta y sal de dudas. Eso sí, siempre que veas sangre o pérdidas severas de peso, no pierdas tiempo y acude a tu especialista. Si no conoces uno, podremos aconsejarte a cuál ir.

Mi perro se lame mucho el ano y huele mal

Si se lame mucho el ano y huele mal es por dos causas: puede tener las glándulas anales llenas o una mala higiene anal. Los perros tienen el impulso de lamerse el cuerpo porque es su manera de limpiarse. Ellos no saben usar una ducha ni comprenden que hay sistemas de agua corriente para usar. Su saliva le limpia sin tener que usar jabones que dañan su PH, y si nota que tiene el culo sucio, se lamerá.

Como su cuidador, y aunque no muchos lo hagan, es importante que te acostumbres a limpiarle el ano con una toallita siempre que acabe de hacer caca. De ese modo, no necesitará limpiarlo él mismo. No olvides que en los excrementos, tanto propios como de perros extraños, existen bacterias, por lo que no es bueno que lo haga. Pero no le castigues por hacerlo, pues es una reacción natural.

Mi perro se lame mucho sus partes

Que un perro se lama sus partes como medida de higiene no es malo ni extraño, lo problemático es que se convierta en una compulsión y vaya en aumento, ¿y por qué lo hace? Pues puede ser por algo médico o conductual. Los perretes pueden sufrir estrés y ansiedad. Si pensamos en personas, los humanos desarrollamos algunas manías como rascarnos, hacernos estallar los nudillos y otros tantos comportamientos que nos sirven para descargar la tensión.

En el caso de los perros, ellos pueden decidir perseguirse la cola, morderse las patas, comerse las paredes o sí, lamerse mucho el ano o sus partes. Si lo está haciendo por problemas de comportamiento, lo que tienes que hacer es establecer con él una rutina de juegos, comidas y mimos que le dé seguridad. Recurrir al refuerzo positivo para premiarle para que cuando se lama le indiques que no lo haga y darle una chuchería, así como aumentar el tiempo en el que hace deporte. Un perro cansado es un perro tranquilo y feliz.

Cómo se vacían las glándulas anales de los perros

Otro motivo por el que se lame mucho el ano es porque tiene las glándulas anales llenas y le pican mucho. Estas glándulas son esos dos bultos que tiene al lado del agujero de su culo. Lo que hacen es irse vaciando poco a poco. En ocasiones, se van llenando y llenando y les hace daño.

Hay varios tutoriales por internet que te explican cómo vaciarlas. La clave es, primero, que tu perro sea tranquilo, porque se revolverá cuando lo intentes. Hazlo con alguien que te ayude a tranquilizarlo y solo si antes has recibido el consejo previo de un médico.

Con una gasa estéril y guantes, deberás aproximarte a estas glándulas y realizar una suave presión hacia fuera y ligeramente hacia arriba hasta que ellas se vacíen por sí solas, pero es un error que lo intentes hacer tú mismo pues podrás hacerle daño. Siempre, siempre, siempre, pide primero consejo a nuestros veterinarios online, aprende el método de un experto y luego podrás hacerlo tú en casa. Te lo decimos porque no es la primera vez que un cuidador lo intenta en casa y se lleva un mordisco de su colega.

A mi perro le sale un líquido blanco por el ano

Además, puede que tú creas que su problema es por las glándulas anales, que segrega un líquido que huele fatal algo blanquecino, pero quizás solo sea estreñimiento causado porque en su pienso haya un exceso de arroz. Es decir, antes de atreverte a realizar un procedimiento médico, pide consulta a un veterinario. Imagínate que a ti intentan hacértelo siguiendo un tutorial de youtube. No te haría ninguna gracia, ¿verdad?