Síntomas de que un pez se está muriendo y qué hacer

Nuestro equipo está formado por veterinarios, etólogos, y expertos en contenido sobre salud animal.

¿Cómo salvar a un pez que está muriendo? ¿Tu pez no se mueve o está de lado y respira con dificultad? Si quieres saber cómo reaccionar a tiempo tendrás que ser capaz de identificar los síntomas de que un pez se está muriendo o de que tiene una enfermedad grave.

Este artículo recoge los signos más habituales de que tu colega no se encuentra en buen estado de salud, de todas formas, debido al elevado número de tipos de peces y de situaciones a las que se pueden enfrentar en función de su naturaleza, te recomendamos que pongas una consulta a nuestros veterinarios online dándonos todos los detalles posibles, sus síntomas y cuánto tiempo lleva padeciéndolos.

Síntomas más comunes de que un pez se está muriendo

Lo primero que tienes que saber es dónde mirar. Las partes del cuerpo en las que podemos encontrar pistas de una posible muerte o enfermedad son las aletas, el abdomen, el estado de su cola, el color de su propio cuerpo y sus ojos. También tienes que estar muy pendientes de su comportamiento, de cómo nada y en qué posición lo hace.

Decimos esto porque si ves que nada de lado e incluso con el abdomen apuntando al techo puede estar sufriendo un colapso de su sistema. Es decir, la manera en la que tus peces se comportan es clave. Recuerda que pueden sufrir mucho estrés o ansiedad, lo que agrava su estado de salud. Un acuario adaptado a su medida, la cantidad correcta de oxígeno, contar con los compañeros adecuados y una buena alimentación siempre ayudarán.

Cómo salvar a un pez que se está muriendo

Los dos síntomas más fácilmente visibles de que estamos ante una enfermedad tenemos que buscarlos en su cuerpo y en sus aletas ¿Hay infección? En ocasiones puede salir sangre de ellas, siendo posible que se trate de un virus, una bacteria e incluso un hongo la haya provocado. Estar atento a esta infección y aislarlo rápidamente en caso de que la tenga puede salvarle la vida a los demás.

Otro síntoma preocupante es que muestre heridas en ellas o estén distintas, como abultadas. A diario, preocúpate de examinar que todo esté cómo siembre. En cuanto a su barriga, es preocupante tanto que esté inflada, como si tuviera aire, pero también que esté contraída, hacia dentro. Los peces pueden sufrir muchos problemas de alimentación, estas dos pistas te están diciendo que estás haciendo algo mal.

Nuestros veterinarios online te informarán qué tipo de comida tienes que darle y en qué cantidad para que recupere la salud. Haznos tu consulta indicándonos edad, tipo de pez y todos los datos que consideres oportunos, así lo salvarás.

Síntomas de que mi pez está enfermo

Otro de los síntomas de que un pez está en peligro de muerte si no haces algo lo encontrarás en un cambio en su piel. Los peces tienen que mantener una pigmentación saludable, pero esta puede oscurecerse o volverse blanquecina. En ocasiones, a causa de la presencia de hongos, puede acabar padeciendo la enfermedad de las manchas o puntos blancos, que también requieren tu atención si no quieres que se contagie por todo el acuario.

Además de todos estos síntomas, otra pista crucial se halla en sus ojos. Apréndete de memoria el tamaño, forma y penetración en su carne cuando llegue a tu domicilio. Te lo decimos porque estos pueden hundirse, estar más saltones de lo normal e incluso mostrarse como con una película que les otorga cierta opacidad. Todos estos síntomas requieren la atención de un especialista, de nuevo, te recomendamos que nos pidas ayuda.

¿Por qué los peces se quedan en el fondo sin moverse?

Se pueden dar casos en los que tu pez no se mueva y esté de lado, que no se mueva pero que aún respire o que se pase el día flotando de costado. Estos síntomas suelen ser por culpa de una enfermedad relacionada con su vejiga natatoria, y habitualmente son mortales. Por fortuna, no siempre conducen al animal a la muerte, pero sí en muchas ocasiones.

Si tu pez tiene estos comportamientos, lo primero que tienes que hacer es aislarlo. Así conseguirás que pueda descansar en una pecera en la que no tenga estrés ni ansiedad. Déjalo en ayunas un poco y luego mejora su alimentación, pues suelen ser problemas relacionados con su sistema digestivo.

¿Cómo reanimar a un pez moribundo?

Sigue este mismo proceso si tienes algún pez que presente estos síntomas, límpiale las impurezas que pueda tener en el cuerpo y en las branquias con cuidado e higiene, a continuación, ponte en contacto con nuestros veterinarios online para conseguir más información.

¿Te has quedado con dudas? Pregunta a nuestros veterinarios:

¿Qué temas te interesan?
En Barkibu queremos conocer los intereses de nuestros PetLovers. Ahora puedes decirnos qué temas te gustaría que tratase nuestro equipo de veterinarios en próximos artículos. Haz click en el botón para sugerir un tema: