Reptiles domesticados fáciles de cuidar para principiantes, ¿cuál elijo?

¿Amas los reptiles? ¿Siempres has deseado tener uno en tu casa para que te haga compañía pero no sabes con cuál empezar? Pues este artículo es para ti. Los reptiles son unos animales adorables y muy especiales, algunas especies requieren muchos cuidados mientras que otras no tanto, por lo que son ideales para escogerlas como tu primer reptil.

Antes de empezar con nuestro artículo sobre reptiles ideales para principiantes queremos felicitarte por elegirlos. A diferencia de lo que mucha gente piensa, las serpientes, los geckos, los camaleones y las tortugas son animales cariñosos, pero has de tener cuidado porque no todas las especies que puedes encontrar, ni en adopción ni en una tienda, son fáciles o baratas de mantener.

Es importante que sepas que los reptiles en cautividad tienden a la deshidratación, por eso es importante tener un terrario con agua siempre fresca preparada para ellos. Pueden también padecer temporadas de estrés, que es una puerta abierta a la entrada de parásitos. Si comen comida viva pueden sufrir estomatitis, por causarle pequeñas heridas en el estómago. De todos modos, que esto no te eche atrás, siempre puedes contar con los veterinarios de Barkibu si se presenta alguno de estos problemas.

Adoptar tortugas en España es mejor que comprarlas

Desde Barkibu os pedimos responsabilidad a la hora de llevar una tortuga a vuestra casa. Madrid está llena de tortugas abandonadas en sus zonas húmedas, lo que ha llevado a muchos amigos de los animales a montar refugios para ellas que buscan nuevos dueños que les den cuidado y cariño. Si realmente quieres una tortuga, no la compres, busca uno de estos refugios en tu ciudad porque te necesitan.

La tortuga que más comúnmnente se encuentra en las casas es la tortuga de Florida, es barato mantenerlas y solo tendréis que cuidar que tengan su piscinita limpia y que su alimentación sea variada. La tortuga de tierra y las tortugas de bosque de patas rojas son un poco más difíciles de cuidar por el espacio que necesitan para vivir, también porque tendrás que controlar la humedad de la habitación en la que viven. Además de la tortuga de Florida, otras que no te exigirán tanto mimo y responsabilidad son las tortugas rusas, las mediterráneas y la tortuga africana de espolones.

adoptar serpientes en españa

Adoptar una serpiente es una buena forma de empezar a cuidar reptiles

La situación de las serpientes no es tan alarmante como la de las tortugas, pero también encontrarás centros de adopción de estas especies. No todas las serpientes son fáciles de cuidar si eres un principiante en el cuidado de reptiles, así que no elijas la primera a lo loco.

Una de las serpientes más solicitadas es la pitón real, también es una de las que más se dejan ver en las tiendas por su fama, sin embargo, no son las mejores para iniciarse en el mantenimiento de serpientes ¿y por qué? Pues por su carácter. Las pitones reales pueden no sentirse cómodas en tu compañía o en su terrario y estresarse y no querer comer. Para empezar a cuidar serpientes escoge una serpiente del maíz, una serpiente jarretera o una falsa coral. Que seas consciente de tu grado de experiencia es fundamental para poder adoptar con cabeza, por ti y por ella.

Los geckos son uno de los mejores reptiles para iniciarse en el mundillo

Los geckos son cariñosos y viven tan bien en cautividad que llegan a reproducirse aunque no se encuentren en su hábitat. Si decidís adoptar uno tened mucho cuidado, hay desalmados que descubren que su gecko tiene una enfermedad llamada cryptosporidiosis, un tipo de gastroentiritis que no tiene cura y que es muy contagiosa entre sus congéneres llegando a diezmarlos. Por eso, siempre que te decidas a adoptar un reptil pasa primero a tu nuevo compañero por un completo examen veterinario y adopta solo en refugios de confianza.

La serpiente del maíz, la tortuga de Florida y los geckos son los reptiles fáciles de cuidar que os indicamos si sois principiantes en estas lides. Aunque os quedéis enamorados de un camaleón o de una iguana verde, lo mejor es que empecéis con los que aquí os recomendamos. El problema que tiene un camaléon es que es un animal muy sensible, por lo que tiende a estresarse con facilidad. Un camaleón en estas condiciones deja de comer y de beber, perdiendo los tonos brillantes de su piel y apagándose poco a poco.

Es muy común querer empezar cuidando reptiles con una iguana verde, pero no todo el mundo tiene en cuenta que pueden superar los dos metros de longitud cuando crecen. Esperamos que estas recomendaciones os hayan ayudado, ya sabéis que ante cualquier duda podéis realizarnos vuestras consultas sin compromiso.

Como último consejo os pedimos, por favor, que acojáis en vuestra casa a un reptil con responsabilidad. Nos entristecería muchísimo que abandonarais a vuestra tortuga o le dierais la espalda a vuestro gecko enfermo.