¿Los perros pueden comer plátano, sandía o mandarina?

Nuestro equipo está formado por veterinarios, etólogos, y expertos en contenido sobre salud animal.

El plátano, la sandía y la mandarina son tres de las frutas más ricas, refrescantes y que ofrecen una mayor cantidad de ventajas a nuestro organismo, pero, ¿pueden comerla nuestros perros? ¿Les sienta bien? Siempre que le demos a nuestro perro fruta para comer hemos de tener en cuenta varias cuestiones: la cantidad que le damos, el problema que supone darles partes verdes, saber que los huesos y pepitas contienen cianuro y que tienen fructosa.

Pero, por otra parte, es importante que conozcamos los tremendos beneficios que comer alimentos humanos les aportan, sobre todo si el pienso que comen día a día no es de primerísima calidad. Sabiendo esto, conozcamos si comer mandarina, sandía o plátano es bueno o malo tu colega. Recuerda que cuentas con nuestros dietistas caninos online para solucionar todas tus dudas.

¿Pueden los perros comer plátano?

Los perretes sí que pueden comer plátano y, de hecho, es junto con la manzana uno de las frutas que mejor le sientan. Tanto es así que el plátano es un remedio natural contra la diarrea y los problemas gástricos. El plátano o banana tiene una ventaja adicional: al no tener pepita, se puede partir en rodajas y servírselas sin miedo a que se atragante.

Dale de comer plátanos maduros, pues le resultará más rico y será más difícil que se le quede atorado un trozo en la garganta. Retira la monda y déjale disfrutar con él. Eso sí, has de tomar ciertas precauciones a la hora de darle de comer plátanos u otra fruta. En primer lugar, has de recordar que tu perro no es frutívoro, vegetariano ni omnívoro, es carnívoro, por lo que tiene un sistema digestivo que tan solo es capaz de procesar una cantidad determinada de fruta sin ponerse malo.

La cantidad recomendada es de un 10% a la semana, aunque hay ciertos perretes y razas que son capaces de llegar al 20%, pero para saberlo tendrás que consultar con nuestros dietistas caninos online. El plátano es excelente para un perro porque le aporta potasio, lo que le será beneficios para cuando se haga mayor. Así que mientras no se lo des en exceso, el plátano sí es bueno para ellos.

¿Pueden los perros comer sandía?

La sandía abunda en los hogares, sobre todo si estamos en verano. Es una fruta que gusta a todo el mundo, es muy nutritiva, aporta fibra, vitaminas y ayuda a depurar el organismo por sus características diuréticas, pero, ¿puede comerla tu perro? Sí. La carne de la sandía es beneficiosa para su salud, como el plátano, pero hay que dársela con moderación, en pequeñas cantidades y siempre asegurándote de que no le sienta mal, de que no le provoca irritaciones ni diarrea.

Has de tomar ciertas precauciones siempre que tu perro coma sandía. En primer lugar, quítale todas las pepitas y también la cáscara. No es bueno que coman ninguna de estas dos cosas. Por ello, lo mejor es que cojas un cuchillo y hagas trozos de sandía fácilmente comestibles, sirviéndoselos a modo de chuchería de manera controlada. Si cambias sus gominolas o galletas por fruta beneficiosa para él, conseguirás optimizar su alimentación, haciéndolo con menos grasa y sin tantos químicos.

¿Pueden los perros comer mandarina?

La sandía y el plátano tienen un sabor dulce y agradable, justo del tipo que fascina a los perretes, ¿pero qué hay de las mandarinas? Pues depende. Con los cítricos nunca se sabe. Las mandarinas no son tóxicas para los perros, les aportan vitamina C y líquidos fundamentales para su alimentación, pero no todas son dulces. Hay mandarinas que están demasiado ácidas y las rechazarán.

Es decir, si quieres que tu perrete se anime a probar alimentos humanos que sirvan para complementar su dieta. Lo mejor es que pruebes con plátanos, sandías o manzanas, pero con las mandarinas descubrirás que no todos los perretes las aprueban, así que no lo fuerces.

Si te pone ojitos cuando te estás comiendo una y quieres ofrecerle un gajo, puedes hacerlo, pero nunca lo hagas si tiene pepitas en su interior. Asegúrate que es dulce y sabe bien. En caso afirmativo, podrás dárselo, pero lo más posible es que lo escupa. Si lo hace, no te preocupes, es solo que no le gusta.

En resumen: la sandía y el plátano son beneficiosos para ellos, siendo el plátano o la banana una de las frutas más escogidas como premio. La mandarina no es mala para su sistema digestivo si se la das con moderación, pero es raro que acepten comerla porque lo ácido no suele agradarles. Si tienes más preguntas sobre alimentación canina, no dudes en preguntarle a nuestros veterinarios online lo que necesites.

¿Te has quedado con dudas? Pregunta a nuestros veterinarios:

¿Qué temas te interesan?
En Barkibu queremos conocer los intereses de nuestros PetLovers. Ahora puedes decirnos qué temas te gustaría que tratase nuestro equipo de veterinarios en próximos artículos. Haz click en el botón para sugerir un tema: