Razas de perros de la pelicula 101 Dálmatas - Naturaleza, carácter y cuidados

Nuestro equipo está formado por veterinarios, etólogos, y expertos en contenido sobre salud animal.

La película de 101 dálmatas es una de las películas más memorables de Disney, y que hace homenaje a una de las razas de perros más queridas por todos: los dálmatas. Sí, spoiler, la raza de los perros de 101 dálmatas es dálmata. Nada nuevo conociendo el título.

En este artículo vamos a profundizar en lo que es la raza de los dálmatas, en sus características, en sus cuidados, en qué tipo de cuidadores van a disfrutar más de su compañía, en su tipo de pelo e incluso en la enfermedades más habituales que suelen tener. Recuerda que cuando adoptamos a un perro, sea un dálmata o un perro sin raza, nunca podemos acudir a él por capricho, sino entendiendo las necesidades de cada perro y lo que podemos o no ofrecerle.

Características de los dálmata de 101 dálmatas

Los dálmata son perros que pueden llegar a pesar unos 30-35 kilos, siendo muy similares en peso tanto los macho como las hembres. Pueden sobrepasar los 50 cm de altura, lo que significa que se trata de ejemplares de tamaño medio o grande.

Este tipo de perros tienen mucha energía, son tremendamente inteligentes y son muy juguetones. Esto ha supuesto un problema para quienes los adoptan. Lo malo de producciones como 101 dálmatas u otras como La Dama y el Vagabundo es que provocan que muchas personas quieran hacerse con uno de estos perros por capricho, descubriendo más tarde que no pueden satisfacer sus necesidades de ocio.

Los dálmatas son listos y tienen mucha sensibilidad

No atender lo mucho que necesitan correr y jugar puede acabar provocándole estrés, frustración y ansiedad. El problema añadido que tienen los dálmatas es que son tan inteligentes que tienen muy buena memoria, tanto es así que si aburren o si se estresan tardarán más tiempo en volver a la normalidad.

Muchos cuidadores que en lugar de adoptar a un dálmata lo han comprado los han maltratado. Ese maltrato no lo olvida fácilmente el dálmata, lo que puede convertirlo en un perro agresivo o reacio al contacto con otros humanos. Es decir, adopta a un dálmata si:

  • Puedes estar mucho tiempo con él y hacer mucho deporte a su lado
  • Si tienes un pequeño terreno para que corra y disfrute
  • No tienes hijos demasiado pequeños (es un perro con mucha energía)
  • Estás dispuesto a entrenarlo y a educarlo

Embedded content: https://www.youtube.com/watch?v=ae6f8AekaLU

Cuidados que necesita un dálmata

Además de mucho ejercicio, compañía constante, mimos y entrenamiento que estimule su inteligencia, los dálmatas necesitan muy poco en relación a sus cudidados. Al tener un pelaje corto, no necesitan mucho aseo ni baños. También es un perro que puede ser indicado para quien sufra por las alergias por la baba de perros, porque babea muy poco.

Tampoco ronca, a diferencia de otros perros braquicéfalos y ladra muy poco. Sí es verdad que, en función a su pasado o a lo que hayan aprendido, puede llegar a ladrar a desconocidos, pero no es lo habitual siempre que lo entrenes y lo eduques bien. Si lo dejas a su aire sin dedicarle atención, se deprimirá.

Adoptar a un cachorro de dálmata

Los cachorros de dálmata son blancos. Las manchas característica de su pelaje le van apareciendo progresivamente a medida que crecen. Si estás pensando en adoptar un dálmata, te pedimos que tengas cuidado y que no lo hagas caiga quien caiga. Por culpa de películas como 101 dálmatas, la raza ha sido muchas veces objeto de cría excesiva. En Barkibu estamos totalmente en contra de la cría forzada de perros.

Si lo adoptas asegúrate de que tienes un terreno para pasear con él, que pasas más tiempo en casa que fuera de ella y de que tus hijos entienden que es un perro que necesita respeto y mucho cariño. Un dálmata te buscará y querrá atención y juego constante; no olvides que en su ADN lleva impreso ser un perro de tiro.

Alimentación y vacunas de un dálmata de 101 dálmatas

La alimentación tiene que ser equilibrada y rica. Al ser un perro con tanta descarga de energía, tendrás que saber calibrar qué le das de comer para que siempre tenga energía. Puedes combinar su rancho habitual con comida para humanos, recordando las restricciones al respecto que tiene este tipo de alimentación y que no has de darle más de un 10% de alimentación vegetal.

Sigue a rejatabla el calendario de vacunación para evitar que se contagie con enfermeedades víricas tan letales como el parvovirus y el moquillo. Y lo más importante: adopta con el corazón, no por capricho.